Juegos Paralímpicos Río 2016: La lección que aprendió Teresa Perales en Río. Se la dio su hijo Nano, de seis años.

Teresa Perales emocionada tras conquistar el oro en 50 espalda

Teresa Perales emocionada tras conquistar el oro en 50 espalda. Foto. Reuters

Publicado por Almudena Rivera.

A Teresa le hacían mucha ilusión los Juegos Paralímpicos de Río por su hijo Nano. Hace cuatro años ya estuvo en Londres pero era muy pequeño, tenía dos años y medio. Ahora con seis ya es más consciente de que su mamá es una campeona. La principal preocupación de Teresa cuando no ganó medalla en los 50 mariposa, la primera vez en su vida que no subía al podio en una final, era qué habría pensado su hijo.

“El no haber ganado esa medalla es uno de los mejores regalos que me llevo porque me dio la oportunidad de hablar con él sobre lo que significa dejar de ganar y no perder. Él se quedó en que había ganado un diploma, no en que había perdido una medalla. Le vio el lado positivo”, cuenta Teresa a MARCA.

También le sorprendió su actitud cuando ganó el oro y se lo fue a regalar. “No hizo nada especial con el oro, sólo quiere estar conmigo. Lo de las medallas está muy bien y yo me he pasado cuatro años de mi vida pensando en el momento de regalarle las medallas y es lo que menos le ha importado. Él sólo quería volver con mamá. Ha pasado mucho tiempo sin verme. Es lo bueno de los niños, que pensamos que necesitan grandes cosas y sólo nos necesitan a nosotros”.

Fuente: http://www.marca.com/paralimpicos/2016/09/19/57df2c96ca474116628b45d2.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s